Disponibile in:

1 – Energía – Qué es la energía (parte 1)

Página 1 de 3

La energía es la clave de todo lo que existe. Todo lo que compone el universo, desde la forma de vida más pequeña hasta el universo mismo, está hecho de energía. En este camino oirás hablar a menudo de este concepto, aprenderás los términos correctos para indicar las distintas tipologías, descubrirás cuáles son las diferencias y reconocerás todo lo relacionado con la energía gracias a la experiencia que harás. En primer lugar, es importante que comprendas exactamente a qué nos referimos con el término “energía”.

Cuando se habla de energía, tu primer pensamiento podría ser la energía eléctrica, pero esa es sólo un tipo. Existen muchas otras formas como la energía material, a su vez muy distinta de la pránica. La materia es energía, por ejemplo, la pared, la cama, tu computadora y todos los objetos que componen tu habitación están hechos de energía. La habitación en sí está hecha de energía. Sin embargo, hay un tercer tipo de energía llamado Prana. La energía pránica es inicialmente invisible, a diferencia de la material que puedes ver y tocar todo el tiempo. Mientras coges el teléfono, llevas ropa puesta o eliges qué zapato ponerte, estás mirando y tocando la energía convertida en materia. Al ver y tocar este tipo de energía todos los días, piensas que es el único que existe.  En realidad, a tu alrededor hay otra forma de energía que llena todos los lugares cerrados y abiertos, porque ella está en todas partes. Para simplificar, puedes asociar la energía pránica con el aire, de este modo sabes que a tu alrededor, incluso en los rincones más escondidos y en el medio de la habitación, hay aire y, por lo tanto, hay energía prana. Para que puedas comprender plenamente el concepto de energía, simplificaremos los términos dividiéndolos en dos temas diferentes; por lo tanto, trataremos la energía material en el siguiente artículo que se llamará Matrix, mientras que en este espacio entenderás más a fondo qué es la energía Prana.

Cuando hablamos de energía la mayoría de las veces nos referimos a el Prana, es decir esa energía que vive a nuestro alrededor y que se puede utilizar para curarnos, practicar técnicas espirituales, hacernos más fuertes y más conscientes. La energía Prana es el impulso que permite a los mecanismos del mundo y del universo entero activarse y moverse porque sin él no habría movimiento ni evolución y, por lo tanto, no habría vida. La energía está en todas partes y no existe un lugar en todo el universo donde está ausente. Obviamente, hay lugares en los que la energía es más pesada y negativa, otros en los que está presente en mayor cantidad y pureza, pero no hay ningún lugar donde la energía está ausente. Sin energía, un lugar no existe, deja de existir o simplemente nunca existió. Incluso ahora, a tu alrededor, hay energía. Intenta imaginar la energía como si fuera aire, entonces piensa en todo el aire que hay en tu habitación en este momento. A cualquier sitio al que mires está presente, no la ves, sin embargo, ella está ahí, te rodea y está apoyada en ti continuamente. Como sabes, el oxígeno y el aire no son lo mismo, de hecho, hay lugares sin oxígeno, pero en los que el aire siempre está presente. Piensa en los espacios más cerrados, por ejemplo, debajo de las sábanas o dentro del armario, donde el oxígeno es más escaso y podrías tener problemas para respirar; en ese caso falta el oxígeno, pero en realidad el aire está igualmente presente. Por lo tanto, incluso en los lugares donde el oxígeno es escaso o está ausente, la energía está presente porque son dos esencias distintas. La energía está en todas partes, hasta en lugares donde falta oxígeno como en el espacio; incluso allí hay energía. Otro ejemplo es el de la alta montaña, donde el aire está obviamente presente, pero hay mucho menos oxígeno. Así que no asocies la energía con el oxígeno, porque el oxígeno es limitado, pero la energía es completamente infinita, abundante y seguirá aumentando.

Puede que hasta hoy hayas ignorado por completo la presencia de energía a tu alrededor y dentro de tu vida, porque no consigues verla pensando que, como el aire, es invisible. Por tanto, vives tu día sin pensar en la energía que te rodea y, dentro de la habitación en la que te encuentras, no ves nada más que los muebles, sin darte cuenta de cuánta energía está a tu alrededor. Te sorprenderá saber que puedes aprender a ver la energía, pero es algo que requiere entrenamiento.

Página 2 de 3

De todos modos, es importante que seas consciente de que no es ni extraño ni impensable, porque hay muchos que consiguen verla siguiendo los ejercicios visuales correctos. Basta pensar en cuántas personas consiguen ver el Aura y sus capas de energía coloreada. El aura es el campo energético de cada persona o ser vivo, pero también de objetos, muebles o automóviles: es la energía que todo lo que existe tiene desde siempre. Por lo tanto, hay muchos tipos de energía y para cada uno hay un término específico que indica su existencia. Por poner un ejemplo, el Aura es energía, pero el Prana también es energía, como lo es la Conciencia, sin embargo, son tres tipos diferentes de energía. Por esta razón, para que no te confundas, cuando hablamos de energía nos referiremos en particular a la que – para ser claros – llena el espacio de cada lugar, es decir la energía que está presente como el aire en todas las habitaciones y lugares abiertos. Podrías aprender a ver también este tipo de energía y lo entenderás con el tiempo.

La energía pránica es un nivel de energía muy alto y puro; de hecho, el Prana se usa para curar enfermedades y problemas de salud: de ahí el término “Pranoterapia”, es decir la Curación Energética en la que se utiliza el Prana para lograr efectos magníficos. Pero la energía pránica no se usa solamente para realizar curaciones energéticas, sino que es el origen por el cual todas las actividades espirituales funcionan y pueden conseguir efectos muy elevados. De hecho, para hacer cualquier tipo de técnica espiritual, como un Viaje Astral, realizar una Protección Psíquica o para aprender a usar la Telepatía, es necesario aumentar la propia energía. La energía pránica es esencial para incrementar nuestras funciones sensoriales y permitirnos usar nuestras habilidades, así como para mejorar considerablemente nuestra salud física y emocional. Indudablemente es un excelente aliado para el bienestar mental y psicofísico.

La energía nos rodea en cada instante, pero muchos no conocen las cualidades del Prana y siguen ignorando su utilidad. Para utilizar la energía pránica es necesario absorberla y dejarla entrar en nosotros a través de la respiración, pero una respiración consciente y bien practicada. Todos los días respiramos, pero ciertamente no estamos respirando Prana. Para poder absorber la energía pránica dentro de nosotros hay que practicar la Meditación que es el método por el cual uno aprende a tomar y usar la energía. El Prana está todo a nuestro alrededor y se puede absorber, atraer y respirar en cualquier momento y lugar donde uno se encuentra, porque no hay ningún sitio en el que la energía pránica no esté presente o no pueda alcanzarte en grandes cantidades. Donde sea que estés, puedes respirar prana y usarlo para aumentar tu salud, fortalecer tus defensas, conseguir realizar los cambios que desees y modificar el ambiente del contexto en el que te encuentras. Por ahora, lo que necesita saber es que el Prana es todo lo que moverá el mecanismo del motor que seguirá funcionando hasta que siguas alimentándolo.

Sin embargo, el Prana no es el único nivel de energía, porque todo lo que nos rodea está hecho de energía y tiene varias capas energéticas. Comencemos entonces por catalogar los diferentes niveles de energía con los que estamos tratando. En primer lugar, todo lo que es físico o material, como los muebles, los objetos, el vestuario y nuestro propio cuerpo físico, es un ejemplo de energía material que pertenece a la Matrix; pero esto será mejor descrito en el próximo artículo. Además, cada objeto posee una capa de energía astral que lo rodea y le pertenece únicamente a él, que se llama Aura. El aura es el campo energético de cada objeto o ser vivo, de hecho, tú también tienes tu propia Aura. Por último, los objetos y lugares pueden poseer Programas energéticos, es decir un tipo de energía positiva o negativa que ha sido programada de cierta manera; por ejemplo, un lugar donde se han cometido asesinatos tiene un programa energético negativo que se ha creado en esa área debido a sucesos trágicos. En este caso no se trata del Aura, sino de un programa energético que se ha creado y seguirá viviendo por un tiempo, que se ha enganchado al Aura. Podrías notar que estar en casas donde han matado gente o en lugares donde han ocurrido eventos muy negativos, aunque hayan sido reconstruidos, modernizados y embellecidos, transmite un mal presentimiento incluso a personas que no saben lo que sucedió en ellos.

Página 3 de 3

Esto ocurre porque el programa energético sigue existiendo, hasta que no sea eliminado o reemplazado por otro tipo de programa, posiblemente más positivo.

Hasta ahora hemos diferenciado la energía material (que son los objetos y todo lo que está compuesto de materia) de la energía Áurica (que es el campo energético de cada cosa viviente o inanimada que nos rodea) y de los Programas energéticos (la huella dejada por un evento que sucedió en ese lugar). Por otra parte, hemos hablado también de la energía que está presente en toda la habitación y la llena, y la llamaremos con el nombre de Energía Estática. Esta energía se encuentra en cualquier lugar del planeta, está presente en todas partes al igual que el aire. Dentro de la energía estática se encuentra también la energía pránica. Para comprender rápidamente la diferencia entre las dos, piensa de nuevo en la presencia del aire: la energía estática está en todas partes, ya sea un lugar positivo o negativo, porque en todos los casos hay aire. La energía pránica también está presente en todas partes, pero en cantidades mucho más grandes en los lugares muy positivos, mientras que en los lugares negativos está presente en menor medida. La energía estática está presente en todas partes, al igual que el Prana, pero este último está menos presente en lugares muy negativos, por ejemplo, en las dimensiones oscuras. El Prana está en todas partes e incluso en las dimensiones más oscuras todavía hay una cantidad mínima, pero a un nivel mucho, mucho más bajo; en cambio en lugares positivos, su presencia es mucho mayor. El Prana se puede atraer y se puede introducir incluso en las dimensiones más negativas y, por muy difícil que suene, un lugar negativo se puede limpiar y reprogramar con energías positivas. La energía pránica determina la presencia de positividad, no al revés. Por lo tanto, si hay mucho Prana en un lugar, este se convierte en un lugar positivo, mientras que si está ausente el lugar se vuelve negativo. El Prana es la energía positiva por excelencia y su presencia mejora los acontecimientos que ocurren y la salud de los seres vivos que habitan en un área determinada. Por poner un ejemplo, los lugares de guerra son muy negativos porque hay poco Prana y enviando energía pránica a esos lugares se puede reducir el deseo de guerra.

En resumen, la energía pránica es fundamental para la vida y la evolución espiritual. De todos modos, no tiene que asustarte la idea de que la energía se puede subdividir en varios términos y que cada uno lleve a un tema tan amplio. En este camino aprenderás, con el tiempo necesario, todo lo que te hace falta y podrás satisfacer todas tus curiosidades, hasta las más íntimas. No te preocupes si no has entendido inmediatamente todo lo que has leído hoy, porque se necesita tiempo para asimilar los conceptos, reflexionar sobre ellos y comprenderlos completamente. El tema “energía” se retomará muchas veces porque es un argumento de vital importancia, por lo que tendrás la oportunidad de descubrir cada vez más informaciones y aumentar los enlaces que te permitirán ampliar tus conocimientos y tu visión de las cosas. Así que date tiempo para digerir el tema porque, aunque parece simple en apariencia, muchísimos espirituales aún no han entendido lo importante que es la presencia de energía y de lo que es capaz. Por tanto, no tengas prisa y disfruta del aprendizaje. En el próximo artículo te explicaré qué es la energía material y cómo funciona la Matrix.

Antes de pasar al siguiente tema, deja un comentario aquí debajo para hacernos saber si este documento te ha sido útil, si has entendido fácilmente la explicación de la energía y si la has apreciado. Estaremos encantados de leer y aprovechar tu comentario para mejorar y seguir evolucionando.

Fin de página 3 de 3. Si te gustó el artículo, comenta aquí debajo describiendo tus sensaciones al leer o practicar la técnica propuesta.

 

Este documento es la traducción del artículo original del sitio web Accademia di Coscienza Dimensionale: https://www.accademiadicoscienzadimensionale.com/archives/4270

 

Este documento es propiedad de https://www.accademiadicoscienzadimensionale.com/. Todos los derechos están reservados, se prohíbe cualquier uso no autorizado, total o parcial, de los contenidos presentes en este portal, incluido el almacenamiento, reproducción, reprocesamiento, divulgación o distribución de los contenidos mismos a través de cualquier plataforma tecnológica, soporte o red telemática, sin previa autorización escrita por parte de Academia de Consciencia Dimensional, A.C.D. Cualquier violación será procesada mediante acciones legales. ©

 

Vuoi aggiungere il tuo banner personalizzato? Scrivici a [email protected]

2 commenti

  1. Nunca pensè llegar a ser capaz de hacer cosas que los demàs definen imposibles y descubrir un mundo a primera vista invisible a nuestros ojos. Empecè a interesarme a los sueños lùcidos y a los viajes astrales y de allì descubrì la meditación de la Academia de Conciencia Dimensional que te permite acumular energiá y utilizarla en las otras tècnicas. Pensaba que habià que tener un don para ciertas cosas, pero la verdad es que todos podemos aprender a curar con la energìa, a comunicar con las entidades, ver el futuro y mucho más. Agradezco Angel Jeanne, la fundadora de la Academia por enseñarnos a desarrolar nuestras habilidades y permitirnos mejorar nuestra vida sin pedir nada a cambio para que todos puedan hacerlo: el empeño que pone todos los dìas para ayudar a los demàs no tiene valor. Es una persona estupenda y en este camino aprenderás mucho de ella, descubrirás muchas de sus experiencias y sobre todo tendrás las tuyas propias que te demonstrarán que todo esto es real. ¿A què esperas? Esto es solamente el principio 😉

  2. Hola, me llamo Juan y tengo 20 años. He encontrado vuestro folleto en Madrid y me pareció muy interesante… siempre me han interesado estos temas. Estoy leyendo todos los artículos traducidos y he visto que en la página en italiano hay muchísimos más, estoy deseando leerlos. He probado mi primera meditación y me he relajado mucho, pienso seguir y espero descubrir más. Gracias por todo 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *